Red de Humedales de Antofagasta: Proyecto con el que Fundación Kennedy propone proteger humedales urbanos de la ciudad

La urgencia hacia la protección y conservación de humedales en Chile desencadenan una serie de acciones en terreno que culminan con iniciativas como, la creación de la Red de Humedales de Antofagasta, la pretende obtener la protección de siete humedales de la comuna. En este contexto, Fundación Kennedy se encuentra realizando diversos estudios sobre estos ecosistemas, centrando su labor en evaluaciones del estado de cada uno de ellos, la identificación de las especies que los habitan, las principales amenazas que ponen en peligro su integridad, todo esto a través de monitoreos permanentes en terreno y la colaboración con investigadores.

El equipo de Fundación Kennedy lleva a cabo una caracterización de cada humedal, respecto a su capacidad para albergar especies endémicas, nativas e introducidas. También cuenta con un enfoque integral que aborda cuáles son los potenciales servicios ecosistémicos que los humedales ofrecen a las personas y comunidades aledañas.

El proyecto está en marcha desde enero de 2023 gracias al financiamiento del Gobierno Regional y múltiples colaboradores locales como organizaciones, fundaciones, casas de estudio, y proporciona datos valiosos para guiar a las presentes y futuras generaciones sobre la conservación y gestión sostenible de la región de Antofagasta.

“Gobernar es también preservar, por lo tanto en una visión de desarrollo y crecimiento de nuestro territorio es necesario no olvidarlo nunca; por eso debemos establecer formas de colaboración en materia medio ambiental, en el control, en la preservación y en la participación de la sociedad civil en esta materia para lograr esa mayor conciencia sobre nuestro propio entorno y lograr desarrollos armónicos y equilibrado, por eso valoramos esta iniciativa que se alinea con nuestro propio programa de gobierno” Ricardo Díaz Cortés Gobernador Región de Antofagasta.

Por su parte, Francisco Sepúlveda, jefe de Programa de la Red de Humedales de Antofagasta, se refirió a los avances en las investigaciones.

“A un año, hemos podido identificar las brechas de conocimiento sobre estos humedales, generar información para atender estas brechas y nivelar su grado de protección. Como Fundación realizamos una valoración inicial de la situación de los humedales a través un análisis de antecedentes desde fuentes secundarias y un estudio jurídico administrativo sobre los humedales que estamos abordando”.

También agrega que el trabajo marca un precedente para seguir implementando una batería de monitoreos ambientales, dirigidos a los componentes bióticos y abióticos, con miras a reconocer la normalidad de estos humedales y así poder detectar oportunamente anomalías en ellos para tomar acciones.

“Estamos por completar tres estudios: la elaboración de líneas base de flora y fauna, estudio de ADN Ambiental y Análisis de Calidad de Agua, para todos los humedales de la red, estos estudios incorporan tecnología de punta expandiendo enormemente lo que conocíamos sobre estos humedales”, señaló Sepúlveda.

Cabe destacar que, en relación con los estudios que menciona Francisco, Fundación Kennedy trabaja en la delimitación de los humedales para lograr el reconocimiento de estos como humedales urbanos y lograr su protección definitiva. El trabajo que se realiza en terreno es una de las acciones con la que cuenta el proyecto, ya que, la educación es otra de las grandes aristas.

“La participación activa de la comunidad es esencial para el éxito a largo plazo de cualquier iniciativa de conservación. Al involucrar a los residentes locales se fomenta un sentido de pertenencia y responsabilidad compartida hacia los humedales. Al mismo tiempo, la comunidad aporta conocimientos tradicionales y experiencias locales que son fundamentales para comprender la dinámica del ecosistema y desarrollar estrategias efectivas”.

El programa contempla charlas abiertas a la comunidad, visitas guiadas, y limpiezas, que se convierten en espacios donde se pueden dar a conocer los resultados de los estudios y donde, además, las personas se pueden involucrar en la conservación de los ecosistemas.

La primera etapa del programa estará en ejecución hasta el año 2023, esta tiene como objetivo finalizar una vez que se cuente con los resultados de los estudios de caracterización sobre los humedales que componen la Red y su respectiva postulación como humedales urbanos. Una vez que termine esa fase, Fundación Kennedy propone continuar con una segunda etapa, así lo explica, Denis Kennedy, presidente del directorio de FK.

“Este proyecto lo hemos esperado por mucho, desde que iniciamos nuestro trabajo en Antofagasta en 2018 hemos visto el gran potencial que tienen estos pequeños ecosistemas para la protección de la biodiversidad de la costa del desierto y nos hemos preguntado por cómo se relacionan entre ellos. Esta es una gran oportunidad para desarrollar un modelo de trabajo a escala comunal que pretendemos llevar luego a otros lugares de la región y del país”.

Más detalles sobre el proyecto en www.fundacionkennedy.cl.

¿Cuáles son los humedales que conforman la “Red de Humedales de Antofagasta?

Humedal Ojos de Mar

Se ubica al extremo Norte de la Bahía de San Jorge, cercano al área Marina Protegida La Rinconada. Es un sitio clave para la nidificación de aves playeras y migratorias en categoría de conservación (Charadrius nivosus: VU, Haematopus palliatus: NT, Sternula lorata: EN). De las amenazas identificadas, se ha observado el tránsito de vehículos motorizados, es uno de los principales y pone en riesgo las poblaciones de aves. Sumado a lo anterior, la presencia de perros abandonados y de vida libre son depredadores naturales, afectando el éxito reproductivo de estas especies.

Principales observaciones en el año: Durante el inicio del año, y asociado al brote de HPAI H5N1, se observó una gran cantidad de aves muertas, principalmente dadas por cormorán guanay, pero también presencia de Gaviota Dominicana y Jote de Cabeza Colorada.

Temprano durante la época de migraciones, pudimos registrar la presencia de tres especies de chorlitos, dos playeros, zarapito de pico recto y pitotoy.

Particularmente relevante, consideramos el hallazgo de pichones y juveniles de Chorlo Nevado, que ya ha sido registrado en el sitio desde hace algunas temporadas, así como la anidación de Gaviotín Chico en las cercanías de este humedal.

Vertientes de La Chimba

Se encuentra al norte del Santuario de la Naturaleza Humedal Aguada la Chimba. Actualmente la ONG raíces endémicas trabaja activamente en el humedal y ha interpelado al municipio para alcanzar la declaración como humedal urbano del humedal. En la zona existe nidificación de aves (Athene cunicularia), expuestas a diversos impactos. Las amenazas observadas son la disposición de residuos, fiestas clandestinas, intervención de los caudales y quemas continuas.

Principales observaciones en el año: Lamentable resulta la constatación del abandono del sitio por parte de los pequenes registrados en temporadas anteriores, así como el continuo depósito de residuos domiciliarios dentro de la quebrada y en el curso mismo de agua. Por otra parte, hemos podido registrar otras especies de aves rapaces que se han registrado anteriormente en el lugar. Un interesante hallazgo fue el registro de Aguilucho Común Fase Oscura.

Humedal Aguada la Chimba

Se ubica en el sector Norte de la comuna en un área completamente urbanizada. Es el primer Humedal Urbano y Santuario de la Naturaleza de la comuna de Antofagasta. Actualmente está en proceso de elaboración de su plan de manejo y se espera que el municipio redacte la ordenanza para los humedales urbanos (ley 21.202). En el lugar existen especies endémicas en estado de conservación (Heleobia chimbaensis: VU) y especies de alto valor ecológico (Microlophus atacamensis, Rhodopis vesper). Este ecosistema es uno de los paraderos (no confirmado actualmente) en el hemisferio Sur para aves migratorias de la ruta del Pacífico de las Américas, en la zona Templada, por lo que es un sitio de importancia internacional.

Principales observaciones en el año: Como principales hallazgos preliminares, está la abundante presencia de especies de peces introducidos en la laguna El Rubio, siendo altamente probable la introducción intencional, pues muchas de estas especies son peces comúnmente mantenidas en acuarios. Por otra parte, hemos podido observar una relativa del Caracol de La Chimba, frente a un aumento de Caracol Trompeta (Melanoide tuberculata).

Humedal la Cascada

Se encuentra al Norte del balneario Trocadero. Se ha evidenciado en el sector la presencia de aves migratorias y especies de alto valor para las redes tróficas, tales como especies pequeñas de crustáceos (amphipoda: anfípodos). Hoy se encuentra amenazado principalmente en periodo estival por veraneantes, disposición de residuos, paseo y turismo no guiado.

Principales observaciones en el año: Durante este primer año de proyecto, hemos podido constatar algunas situaciones que deben ser atendidas por las autoridades, tales como la presencia de rucos, o de cría en semicautiverio de especies nativas, como el Camarón de Río del Norte. Por otra parte, durante los monitoreos de biodiversidad, hemos podido registrar la presencia de numerosas especies comunes en el borde costero, incluyendo un registro de Pingüino de Humboldt.

Humedal las Vertientes de Carrizo

Se ubica al Sur de la comuna de Antofagasta, es un sistema lótico de tipo palustre que desemboca en el mar. Este humedal presenta importantes fragmentaciones, impacto y alteración de su formación natural. En toda su extensión existen intervenciones de gran magnitud, tales como plantaciones de especies exóticas (árboles), alteración de sus caudales superficiales, disposición de residuos, presencia de perros de vida libre y extracción de agua.

Principales observaciones en el año: Lamentablemente hemos constatado un alto grado deterioro de este humedal, generado por presiones antrópicas. Además de situaciones que requieren algún grado de atención, destacar que ante el movimiento de tierra a causa de trabajos de cierre realizados durante el año, emergió gran cantidad de agua, indicador que hoy por hoy se usa para la delimitación de humedales, por lo que este tipo de labores deberá planificarse con mayor cuidado en esta cuenca. Por otra parte, ha habido problemas asociados al desgaste de matrices de agua presentes en la quebrada, ocasionando el vertimiento de grandes cantidades de agua en el lugar.

Pese a todo lo anterior, nos alegra también haber constatado la presencia del Caracol de la Chimba (Heleobia chimbaensis) en este sitio. Otros registros destacados ha sido el de Águila mora, también registrado en temporadas anteriores por la comunidad.

Humedal la Negra

Se encuentra en una zona industrial donde se ve fuertemente presionado. Actualmente sufre de una intensa fragmentación e intervención, así mismo, sufre amenazas como extracción de agua, disposición ilegal de escombros, residuos industriales (líquidos y sólidos) y residuos domésticos, presencia de perros de vida libre y un alto tráfico vehicular. Esto ha llevado a que se deteriore en gran parte de su extensión, a pesar de ello, remanentes del humedal que aún no se ven gravemente afectados, son capaces de sustentar ciertos procesos ecológico-básicos que proveen un hábitat para varias especies de artrópodos nativos, varias especies de aves incluyendo aves rapaces y migratorias, reptiles endémicos e incluso mamíferos como el zorro culpeo (L. culpaeus).

Principales observaciones en el año: Durante este año hemos podido registrar en algunas ocasiones la extracción ilegal de agua desde el humedal con camiones aljibe, sin placas patente, ni identificaciones visibles. Paralelamente, nos alegra haber registrado una relativa gran cantidad de especies de aves migratorias, dadas principalmente por playeros, zarapito común, y al menos dos especies de golondrinas, así como registros llamativos en la zona, por segunda temporada consecutiva, en el caso de la Tagüita purpúrea.

Humedal Salar del Carmen

Se ubica en el kilómetro 12 de la ruta 26 que conecta hacia la ciudad de Calama. Es un humedal de origen artificial, generado a partir de descargas que realiza Aguas Antofagasta. Actualmente es un ecosistema que alberga gran cantidad de especies (Aves: halcones, aguiluchos, cernícalos, anfibios: sapito de cuatro ojos, reptiles: corredor de Tarapacá, mamíferos: zorro culpeo). Las principales amenazas observadas son perros de vida libre, contaminación generada por escombros y descargas de residuos líquidos y sólidos. Este humedal fue recientemente declarado como humedal urbano (segundo para la comuna) bajo la nueva ley 21.202 donde la fundación Kennedy apoyó a la Seremia de Medio Ambiente con el levantamiento de información.

Principales observaciones en el año: Lamentablemente pudimos constatar una drástica caída en el nivel de agua del humedal, y la “desaparición” del espejo de agua, respecto a la temporada anterior, así como una drástica caída tanto como en la riqueza de especies, y número de individuos, para el caso de aves migratorias.

Pese a todo lo anterior, en monitoreos recientes, hemos podido constatar la presencia de interesantes especies de aves rapaces, tales como son el Aguilucho Común y el Halcón Peregrino, haciendo uso del área del Humedal Urbano.

“Si bien el 2023 ha sido un año indudablemente particular desde su inicio, dadas las consecuencias que tuvo el brote de Influenza Aviar Altamente Patógena durante el verano, y con los cambios en el ambiente a raíz de la corriente de El Niño, en la medida que hemos sistematizado los antecedentes disponibles sobre estos humedales y generado nueva información a través de estudios y monitoreos, hemos podido identificar que hay problemáticas comunes a todos los humedales, y problemáticas particulares a nivel de cada humedal”, agregó Francisco Sepúlveda.

De esta manera, se han identificado, de manera transversal, a todos los humedales, que existe un problema respecto con la relación a la disposición ilegal de residuos, presencia de animales domésticos de libre desplazamiento.

“Esto es una deuda con respecto al rol que deberían cumplir ciertas autoridades en el marco de la Ley de Humedales Urbanos. Por otra parte, a escala de cada sitio, hemos identificado actividades y amenazas que no son compatibles con la conservación de estos lugares”, dijo el coordinador del programa.

En esta línea, el programa también lleva el registro de la presencia de especies de flora y fauna, que afirman su relevancia para estos ecosistemas y para la conservación de la biodiversidad.

EL NORTINO

EL NORTINO