“Promises Store” se queda con el primer lugar del torneo “Nada Nos Detiene” Alto Hospicio

Leyla Arancibia es la fundadora de la iniciativa, que obtuvo $3 millones de premio. Otros dos concursantes fueron destacados y premiados con $500 mil cada uno: “Infant IA” y “Taller Creativo Delaverde”.

La sala del Concejo Municipal de Alto Hospicio recibió a los 10 finalistas del Campeonato Nacional de Emprendimiento “Nada Nos Detiene” (NND), que por segunda vez se realizó en esta comuna . El jurado eligió a Leyla Arancibia, dueña de “Promises Store”, como la ganadora, mientras que Alicles Bascuñan con “Infant IA”- y Leonardo Medina, con “Taller Creativo Delaverde” también fueron galardonados.

Leyla obtuvo el premio de $3 millones, mientras que los otros dos emprendedores se quedaron con $500 mil cada uno, luego de una jornada en la que ellos y otros 7 finalistas presentaron sus iniciativas en un pitch ante un jurado compuesto por Andrés Montoya, socio G100 y socio-director comercial en Grupo Progestion; Katherine Urrejola, docente y coordinadora de Cowork en Inacap; Alejandro Fernández, encargado de Fomento en SQM y Pilar Zagal, directora Dideco Municipalidad Alto Hospicio.

“Infant IA” es una plataforma que utiliza Inteligencia Artificial para formular planificaciones educacionales. Es una solución pensada en educadoras, que permite ahorrar tiempo en labores administrativas, además facilita la comunicación con los apoderados y las evaluaciones de los menores, entre otros. “Taller Creativo Delaverde” es un taller de serigrafía que, complementado con máquinas de coser y planchas, ofrece servicios de diseño gráfico personalizados.

“Promises Store”, accesorios sustentables

Leyla Arancibia es paramédica y durante varios años trabajó en el área de la salud, pero en diciembre del 2022 le avisaron que su contrato llegaba a su fin. “Necesitaba planificar algo rápido para cumplir mis compromisos económicos, así que mientras buscaba trabajo, empecé a vender accesorios para generar ingresos extra”, comentó.

Así creó “Promises Store”, un emprendimiento que nació de la necesidad económica de Leyla y su gusto por la costura y elaboración de accesorios, como carteras, bolsos y colets. “Mi mamá tenía una máquina de coser y siempre me gustó hacer cosas o arreglar mi ropa, así que, seguí su consejo y me puse a elaborar productos para vender mientras trataba de encontrar trabajo”, relata Leyla.

La búsqueda de empleo no prosperó y lo que comenzó como una solución de emergencia para sortear su situación económica, rápidamente tomó fuerza como una oportunidad concreta de iniciar su propio negocio. “Arrendé un local y además de vender las cosas que hago, empecé a vender ropa de fardo. Ha sido todo un desafío, porque comencé esto con muy poco dinero, y ha ido creciendo poco a poco”, asegura.

Luego de postular sin éxito a fondos de Sercotec, se inscribió para participar en NND Alto Hospicio. “Fue una muy buena experiencia. Encontré que todo el proceso fue súper honesto y transparente. Aprendí mucho en los talleres y me gustó que tanto las personas a cargo de ellos como la coordinadora del torneo, Bernardita, estaban pendientes de nosotros y fueron super cercanos”, cuenta sobre su experiencia al participar del campeonato.

Con el premio obtenido, Leyla quiere invertir en máquinas, “porque empecé con la máquina de mi mamá, así que necesito tener mis propias herramientas para seguir creciendo y poder desarrollar otras ideas relacionadas con la costura, como una máquina de sublimación, para poder hacer mis diseños de telas e ir mejorando el negocio”, afirma.

“NND Alto Hospicio” fue posible gracias al trabajo conjunto entre G100, corporación sin fines de lucro de apoyo al emprendimiento, SQM y la Ilustre Municipalidad de Alto Hospicio.

EL NORTINO

EL NORTINO